La infancia de Justin Bieber





 

No he visto ni veré la película de Justin Bieber Never Say Never, pero sé que ha emocionado a más de un famoso. Como todos sabrán, se trata de una película documental en donde se ven filmaciones antiguas del cantante cuando todavía no era famoso y tocaba en las calles por unas monedas y con ganas de mostrar su talento. Esa película cuenta solo un poco de lo que recientemente ha confesado el Biebs sobre cómo era su vida antes de triunfar en la industria de la música.
Al parecer, el amor nunca le ha faltado en su casa, sin embargo lo que si le ha faltado fue la comida. El pequeño Biebs cuenta que luego de que su madre y él fueran abandonados por su padre Jeremy, ellos dos se vinieron abajo económicamente, y lo que no puede olvidar es la forma en la que vivían.

 

Dice no haber tenido nunca una cama, sino haber dormido en un sofá cama, las trampas para ratones por doquier y la nevera vacía o con algún embutido guardado para llevar a la escuela. Su alimento diario se reducía a macarrones con queso por aquel entonces.
Cuando Pattie Mallette quedó embarazada de Justin, ella apenas tenía 18 años y tuvo que afrontar la maternidad prácticamente sola, y sin mencionar los traumas que esta pobre mujer trae de antes y que hasta el día de hoy tiene que lidiar con ellos.
Para los que no están tan al tanto, la madre del Biebs sufrió de abusos sexuales durante su temprana infancia, desde los cinco años de edad, hasta los diez. A los catorce años comenzó a beber alcohol y consumir drogas, manteniéndose intoxicada desde que se despertaba hasta que se acostaba por la noche. Este trato aberrante que recibió siendo una pequeña niña, hizo que hoy sufra de depresión y haya confesado que intentó suicidarse en una ocasión, a causa de su dolorosa niñez.
Al día de hoy, ella dice estar mucho mejor, es una persona sumamente religiosa y sus ánimos por salir del pozo, hicieron que un día subiera a YouTube un video de su hijo cantando, para enseñar su talento y desde entonces, los dos han podido superar esa etapa de pobreza y hambre y les da la seguridad de vivir un poco mejor.



Deja tu comentario
Tu Comentario